Reseña | No soy yo, eres tú, Stephanie Kate Strohm

24.2.17


Ediciones B / B de Blok · 8 Febrero 2017 · Juvenil · Independiente
Avery Dennis está en a punto de acabar el instituto y es una de las chicas más populares de su clase. Sin embargo, cuando su novio rompe con ella en público, las consecuencias son desastrosas. Es justo antes de la fiesta de graduación, y Avery ya no tiene la pareja perfecta. Como parte del comité organizador de la fiesta, ¿cómo hará para asistir sin un chico? Tras la ruptura, Avery comienza a pensar en todos los chicos con los que ha salido. ¿Por qué razón ninguna de sus relaciones ha funcionado? ¿Acaso será su culpa? Avery decide investigar siguiendo el método de la historia oral que está estudiando en su clase. Así pues, va directamente a las fuentes y entrevista a cada uno de los chicos con los que ha salido, utilizando además información de sus amigos y familiares, e incluso de sus profesores. Los descubrimientos que hace son sorprendentes y le hace comprender cosas muy interesantes acerca de ella misma y de aquellos que tiene más cerca, justo a tiempo para la fiesta de graduación.


Cuando decidí leer No soy yo, eres tú de Stephanie Kate Strohm lo hice porque me pareció una novela diferente, pues se describía como un libro con un estilo narrativo un tanto peculiar y una historia que se salía de la rutina. Pues bien, no me he equivocado ya que ha sido una lectura divertida desde el principio donde la autora ha sabido transmitir con una narración dinámica donde los personajes son los que nos van contando la vida de nuestra protagonista, Avery Dennis, o más bien su trayectoria sentimental y como sus relaciones con los chicos la han llevado hasta donde está ahora.

Avery Dennis es la chica más popular del Colegio San Anselmo y sus compañeros piensan que lo tiene todo para convertirse en alguien de éxito en el futuro. Es guapa, con una melena rubia que la caracteriza, inteligente y con un carácter que cae bien a casi todos ellos, y digo bien, pues también tiene algunos detractores que no pueden evitar sentir envidia, ya sea por los estudios o por estar saliendo con el chico más guapo de todo el instituto, Luke Murphy. No obstante, de la noche a la mañana pasará de tener una posición privilegiada a ser una chica abandonada por su novio justo antes del esperado baile de graduación y de la que todos los estudiantes cuchichean. Éste será el momento en el que nuestra heroína se plantee su azarosa vida sentimental y decida olvidarse de los chicos por un tiempo. Además, esto también será la excusa perfecta para plantearse su trabajo para la clase de historia que la señora Segerson les ha mandado para finalizar la asignatura. Así comenzará su proyecto con un objetivo claro, ir a las fuentes y hablar con todos aquellos chicos que han estado en su vida, descubrir porqué salieron con ella y las causas de cada una de las rupturas.

Desde ese instante Avery da comienzo a su historia narrada, una sucesión de entrevistas por donde desfilarán los diferentes novios que han pasado por la vida de nuestra protagonista, pero también sus amigos, sus familiares y, por qué no, sus enemigos. Todos ellos darán su perspectiva de cada una de esas relaciones además de aportar ideas para formular una teoría que le enseñe a la chica los motivos que han tenido para acabar con ella. Así pues, a lo largo de la novela conoceremos a diferentes personajes, todos ellos muy distintos y que han influenciado de una manera o de otra a Avery. Asimismo, nuestra protagonista irá descubriendo lo que es la amistad verdadera y el porqué de sus fracasos amorosos, dándose cuenta que quizás el amor no es lo que ha vivido hasta ahora y éste siempre estuvo más cerca de lo que pensaba.

Stephanie Kate Strohm nos ha presentado una historia hilarante, llena de pequeños detalles que encantarán al lector. El estilo narrativo ha hecho que se convierta en una lectura dinámica y muy ligera, además la autora posee una prosa fresca y sencilla que atrapa. La trama central es la vida amorosa de Avery, una chica popular que básicamente está enamorada del amor, de esa sensación de ser la novia de alguien y que después de ser dejada por su último novio se planteará si merecen la pena las relaciones. En el proceso de llevar a cabo su trabajo madurará y entenderá ese camino que ha recorrido, el porqué de todo lo vivido y lo que la ha llevado a ser quién es. Sin embargo, no es solo una historia de autodescubrimiento, también será una trama repleta de amistad y, cómo no, de amor, pues a través de los personajes que Avery irá entrevistando veremos que los amigos son aquellos que están para apoyarte en todo momento, y como el chico perfecto es el más insospechado, aquel que se sienta a nuestro lado todos los días. El punto a destacar en la novela son los personajes, todos muy diferentes que nos harán conocer mejor a nuestra protagonista con esas entrevistas que lleva a cabo para su proyecto, aunque si tengo que quedarme con alguno sería Coco, su mejor amiga desde siempre y que continuamente le dice esa verdad que no queremos oír, y Hutch, su compañero de laboratorio y el chico que la ve como realmente es, un poco friki pero capaz de todo por verla feliz. En definitiva, una lectura muy entretenida y diferente que me ha dejado con ganas de seguir conociendo la pluma de su autora.
No soy yo, eres tú de Stephanie Kate Strohm es una novela muy divertida y totalmente adictiva que nos mostrará la aventurada vida amorosa de Avery, siempre desde el punto de vista de aquellos que la conocen, la quieran o la odien y a través de un estilo narrativo único que sorprenderá al lector.




Reseña | El corazón de una condesa, Elizabeth Bowman

23.2.17


Ediciones Urano / Titania · 6 Febrero 2017 · Histórico · Independiente
En el Pazo de Rebolada, norte de Galicia, las campanas suenan a muerte. Es el año 1850 y la pequeña Ana acaba de perder a su madre, quedando a cargo de su padre, quien no tiene reparos en enviar a su hija, de cinco años a un estricto internado para señoritas. Trece años después, Ana Emilia Victoria Federica de Altamira y Covas regresa al Pazo. Se ha convertido en una hermosa joven capaz de encandilar a cualquier hombre, pero su suerte está decidida… Su padre ha llegado a un acuerdo matrimonial con don Jenaro Monterrey, un empresario de 70 años con quien quiere casarla.

Alberto se marchó lejos de Galicia huyendo de dolorosos recuerdos y de las duras exigencias de su padre para que siguiera el negocio familiar, pero Alberto ansiaba otro destino, pues quería estudiar una profesión y ser un hombre instruido. Cuando parece que encuentra su lugar, ejerciendo su profesión en un bufete, se ve obligado a regresar al Pazo…

Una mañana en la que don Jenaro se presenta por sorpresa, Ana huye al bosque y se cae. Un joven la ayuda. Primero escucha su voz, luego aparece entre los arbustos… Aunque un solo encuentro es suficiente para que ambos entiendan que se pertenecen, su amor es imposible. El destino de Ana ya está marcado… ¿O quizá podría cambiar su suerte?


Este mes de febrero he podido reencontrarme con una autora a la que le tengo mucho cariño. Su prosa desde que la conozco ha sido sublime, elegante y cuidada lo que siempre me ha recordado a las escritoras de antaño, en especial a Jane Austen. Así pues, El corazón de una condesa de Elizabeth Bowman ha sido su retorno tras meses sin saber de ella y la verdad es que su estilo y la trama desarrollada vuelve a confirmar la buena opinión que tengo de su magnífica pluma y de las grandes historias que crea.

De esta forma, la novela nos sumerge en la España del siglo XIX, una época donde la mujer vivía bajo el yugo del hombre, sin posibilidad de opinar o de alzar la voz ante las injusticias en las que se veía sometida su persona. Con lo cual, nuestra heroína Ana de Altamira y Covas va a regresar a su hogar tras trece años enclaustrada en un colegio de señoritas destinado a proporcionarle una recta educación. Su padre, Alejandro Covas exige su presencia en el Pazo, algo que extraña a la joven después de años evitando su retorno. Sin embargo, lo que ella no espera o imagina es que su progenitor la necesita como moneda de cambio para saldar sus deudas y salvar su cuello. Por lo tanto, una vez en su amada Galicia, tras tiempo fuera, se encuentra prometida con Don Jenaro Monterrey, un desagradable viejo que solo le despierta repulsión. Así pues, Ana intentará resistirse a la imposición de su padre, lo que le traerá muchos problemas y enfrentamientos que no hará más que sella su destino. No obstante, en medio de tan penosa situación, la luz volverá a aparecer y todo gracias a un caballeroso joven que le devolverá la ilusión y las ganas de reír, aunque esto dificulta su actual situación, pues está fuera de su alcance romper un compromiso que ha sido arreglado sin su consentimiento.

** Fan-Art sin ánimo de lucro **
- Imagen extraída de Google para ser reformada -
Alberto es un exitoso abogado que ha acudido hasta el Pazo para ver a su progenitor. No espera tener una estancia agradable, solo realizar una visita rápida que cumpla con su cometido como hijo, sin embargo, una vez llega allí va a conocer a la mujer de su vida, la única que ha sido capaz de robarle el corazón y el aliento. Asimismo, intentará conquistarla y enamorarla, pero no todo es lo que parece y las medias verdades complicará todo, haciéndoles vivir un doloroso romance obstaculizado por la ambición de terceros. Por lo tanto, el romance que Ana y Alberto deberían vivir y experimentar estará abocado al fracaso, su destino no es estar juntos, dos personas poderosas son su mayor impedimento, además las normas y la posición de la mujer en la sociedad impide que su amor vaya adelante, pero, su amor puro y limpio debe vencer la maldad que los rodea, por lo que tal vez no todo pueda darse por perdido y quizás el destino les guarde una gran sorpresa.

Elizabeth Bowman ha arrastrado al lector a una trama donde una joven con el destino decidido deberá luchar contra la cruel imposición de su padre, un romance histórico donde veremos cómo la sociedad puede truncar la felicidad de la mujer ante los dictámenes del hombre. Ha sido una novela donde el romance ha quedado relegado a un segundo lugar, algo que no ha terminado de convencerme pues me hubiera gustado que la relación y el enamoramiento de Ana y Alberto hubiera tenido mucha más importancia, algo que no ha ocurrido y con lo romántica que soy lo he echado en falta. Con lo cual, el principal hilo de la trama ha sido el control de un padre sobre su hija menor de edad, sin posibilidad de rebelarse ni de seguir los dictados de su corazón. Conoceremos más a fondo los tejemanejes de Alejandro Covas con Jenaro Monterrey y como este último, ante la libertad que le conceden como prometido, hará su santa voluntad sin importar lo que Ana tenga que decir. Asimismo, el detallado desarrollo del libro me ha permitido conocer más y mejor la sociedad de esa época, la ambientación ha sido descrita tan minuciosamente que parecía que vivía en primera persona la trama, conectando mucho más con las vivencias de Ana y el resto de personajes. Igualmente, comentar que si Ana ha sido un personaje importante para el éxito de la historia existen tres secundarios que creo que han sido mucho más importantes que el propio Alberto. Os hablo de Doña Angustia, la ama de cría de Ana, su padre, Alejandro Covas, y su prometido, Jenaro Monterrey, tres personajes que han tenido un gran peso en el argumento y que han guiado y condicionado el final de la novela, la cual no podría ser de otra forma para lograr la libertad de esta joven heroína. Por último comentaros la prosa de la obra, muy típica de Elizabeth, fresca y exquisita, con un lenguaje cuidado, floreado, propio de la época, lo que me ha dejado claro la detallada documentación que su autora ha llevado a cabo, por lo que si no has leído nada de su pluma, una vez lo hagas te darás cuenta lo diferente que es su estilo en comparación de otras autoras de romántica histórica que encuentras en la actualidad, un dato que siempre me ha parecido muy positivo pues siempre hallo en sus libros historias distintas y para nada típicas.
El corazón de una condesa de Elizabeth Bowman es una historia donde las retrógradas normas de la época truncarán la felicidad de dos jóvenes enamorados con escasas posibilidades de ver triunfar su amor.